Saltar al contenido

Delfín Mular

d

El delfín mular es una de las 30 especies que existen en el mundo. Es una especie cetáceo odontoceto de las Islas Galápagos. Su nombre científico es Tursiops truncatus o su nombre más común: delfín de nariz de botella. Es la más común y sociable, con lo que lamentablemente para los amantes de los animales en libertad o los naturistas, son utilizados en cantidad de espectáculos o exhibiciones. Son grises y blancos y les encanta jugar con los barcos o incluso nadadores de las islas. Es un animal muy simpático con un alto nivel empático, de ahí su capacidad para el aprendizaje, a través de la imitación del hombre. Suelen ir en familias o grupos llamados vainas de hasta 12 miembros para jugar o alimentarse, para esto último utilizan su característica ecolocalización para incluso organizarse ante las presas. Son unidades durante muchos años…

Su peso es de hasta 550 kilos, en los machos, las hembras algo menos y su longitud es de hasta 14 pies. Por suerte ara las hembras, estas dudan más tiempo de vida, unos 40 años aprox, sin embargo los machos sólo llegan hasta los 29 más o menos.

Son grandes amigos del hombre, se cuentan muchas historias sobre su salvamento y compañerismo; de hecho en el 2004 en las aguas de los Estados Unidos un tiburón blanco se acercó a unos bañistas en salvavidas y una vaina de delfines rodeó a los humanos ahuyentando al tiburón durante 45 minutos aproximadamente.

Obviamente que también tiene algunos comportamientos de agresividad, a los 12 años de edad, al alcanzar su madurez reproductiva, comenzarán los enfrentamientos entre los machos como en cualquier especie.

Albatros de Galápagos

Phoebastria irrorata es su nombre científico. Habita y transita el mar de las Galápagos con una facilidad indiscutible. Sus características principales son:

anf_albatross_b

  • Peso: 3 a 4 kg (8 libras)
  • Extensión: 2 metros (6,7 pies)
  • Población: 35.000 pájaros aprox.
  • Tiempo de Vida: 45 años aprox.

Y cría solamente en la isla Española, aunque luego volarán hasta las playas de Perú o Ecuador. Esta isla Española es interesante para su cría por sus arrecifes y aguas frías. Sobre estas agua alzan el luego caminando primeramente por ellas batiendo sus patas rápidamente hasta conseguir alzarse al viento.

La migración comienza por la aparición de las aguas más cálidas del oeste, las aves saben que no habrá comida para todas y son muchas as que por instinto deciden alzar su vuelo a nuevas tierras con aguas más frías y abundante comida; aunque claro está algunas siempre vuelven a su Isla Española de nuevo ante el cambio de clima.

En abril es época de reproducción y podrán ver su cortejo en terreno terrestre incluido su gran juego parecido a la esgrima con sus largos picos, ah! sin olvidar los fuertes sonidos de conquista.

En julio podrán ver el nacimiento de los primero polluelos, es hermoso la verdad, parecen patitos. Y ya por último e espectacular adiestramiento de vuelo de septiembre y octubre donde las crías aprenden a volar para finalmente emigrar a final de año.

Fragatas de Galápagos

fr

Y para peculiaridades, después de los Piqueros de patas azules, que mejor que las Fragatas. Estas aves que parece que vivan en el día de San Valentín con ese tremendo color rojo, corazón rojo, saliéndose de su hermoso pecho. A esto se le llama bolsa gular que se infla y cambia de color rojo rosado en época de reproducción para, obviamente, llamar la atención la la hembra. El resto de su cuerpo es de color negro, castaño oscuro. Con lo que el contraste de color hace aun más llamativo su fenómeno visual. Sin embargo las hembras tiene el pecho blanco y una franja castaña en el lateral; por otro lado su bolsa gular es de color entre gris y morada. Y las patitas las tienen de color rojo.

Vienen de la familia de los pelicaniformes (que comprenden cinco especies). En nuestras islas, hay dos tipos de fragatas, la Común, mucho más fácil de encontrar en Galápagos,  y la Real, que la podemos ver sobre volando los océanos Pacifico e Indigo. Se alimentan de peces, aunque en ocasiones atacan a aves marinas para arrebatarles la comida; de hecho son bastante cleptómanos como los piqueros de patas rojas; su rápido y fluido vuelo les permite hacer peripecias para arrebatar la comida a otras aves.

Lo más espectacular de esta ave es su proceso de apareamiento. Los machos, y esto es curioso porque en cualquier especie suele ser al revés, buscan un lugar seco y llano para hacer el nido, a continuación pasarán por una transformación de color y magnitud de su bolsa gular a esperar ser el elegido por la hembra. Nuestra hembra elegirá la bolsa más grande y más llamativa en color. Este es el fenómeno más fotografiado de las Galápagos y cierto es que no tiene desperdicio.